La enfermedad de Parkinson es uno de los trastornos de movimiento más frecuentes y una causa importante de incapacidad. Los pacientes afectados presentan grados variables de temblor, rigidez muscular, lentitud de movimientos y de trastornos de la postura. Estos síntomas empeoran con el tiempo y limitan de forma significativa la calidad de vida del paciente y su familia. La enfermedad se desencadena debido a la muerte de una región del cerebro denominada sustancia negra, la cual produce dopamina; esta sustancia o neurotransmisor es fundamental para realizar normalmente los movimientos. La falta de dopamina conlleva a la generación de circuitos cerebrales que funcionan anormalmente y por este mecanismo, a la producción de movimientos anormales.

Servicios

Enfermedad de Parkinson

Cómo se produce y qué es

La enfermedad de Parkinson es uno de los trastornos de movimiento más frecuentes y una causa importante de incapacidad. Los pacientes afectados presentan grados variables de temblor, rigidez muscular, lentitud de movimientos y de trastornos de la postura. Estos síntomas empeoran con el tiempo y limitan de forma significativa la calidad de vida del paciente y su familia. La enfermedad se desencadena debido a la muerte de una región del cerebro denominada sustancia negra, la cual produce dopamina; esta sustancia o neurotransmisor es fundamental para realizar normalmente los movimientos. La falta de dopamina conlleva a la generación de circuitos cerebrales que funcionan anormalmente y por este mecanismo, a la producción de movimientos anormales.

Neuromodulación

Consiste en introducir un electrodo hasta el sitio del cerebro en donde se generan los movimientos anormales y conectarlo a una pila o marcapasos que produce corriente eléctrica. Ésta anula la actividad anormal cerebral y normaliza los movimientos. La neuromodulización es reversible y mejor tolerada por la mayoría de los pacientes. En la medida que la enfermedad empeora en el tiempo, es posible hacer ajustes en el funcionamiento del equipo para mejorar los síntomas a pesar del progreso de la enfermedad. Si el paciente es candidato a la lesión o no desea la neuromodulación, las lesiones solo se deben hacer en un lado del cerebro porque si se hacen en ambos lados, se elevan demasiado las posibilidades de efectos adversos (trastorno del habla, el equilibrio mental). Cuando un paciente tiene una lesión de un lado del cerebro y requiere cirugía del otro lado, se debe operar mediante neuromodulación. Con frecuencia se cita el alto costo como desventaja, como se ha demostrado que en muchos casos es posible ahorrar costos por reducción en los medicamentos. Esto es atractivo para la persona, empresa de salud que cubre el costo del equipo y por supuesto que para el paciente que no tiene que consumir muchos medicamentos. Por la alta complejidad técnica, es fundamental que estos procedimientos sean realizados por un equipo quirúrgico con experiencia.

Neuroablación

Se realiza una lesión puntual en el cerebro, la cual interrumpe el circuito cerebral anómalo que produce los síntomas, con lo cual, se mejora el trastorno del movimiento. Los procedimientos de neuroablación reciben nombres diversos según la región cerebral en la cual se hace la lesión: Palidotomía lesión del globo pálido interno), subtalanomia (lesión del nucleosubtalamico), entre otros. La principal ventaja de estos procedimientos es que son efectivos y de bajo costo; tienen como inconveniente que son irreversibles al generar una lesión en el cerebro, lo cual puede ser una ventaja si el paciente mejora, pero si hay efectos adversos, también pueden ser definitivos. En general, se toleran bien cuando se realizan de un solo lado del cerebro.

Trasplantes

Buscan restaurar la producción de dopamina mediante la implantación de células en el cerebro, a través de células embrionarias o fetales, de células madre, entre otras. A la fecha, se deben considerar que estos procedimientos son experimentales y no se pueden recomendar.

Otros movimientos anormales

Corea

Se caracteriza por movimientos arrítmicos y rápidos; algunos pacientes requieren cirugía del globo pálido o tálamo.

Distonía

Se ha tratado con estimulación del globo pálido interno con buenos resultados. Este trastorno se caracteriza por contracciones musculares involuntarias sostenidas, que conllevan a una postura o movimiento anómalo.

Hemibalismo

Se producen movimientos de toda la extremidad similares a lanzar objetos; se produce por lesiones en diversos sitios del cerebro. El trastorno cede con frecuencia o es controlado con medicamentos; la Palidotomía o estimulación del Gpi o del tálamo se debe considerar en casos extremos. Los pacientes afligidos por estos trastornos pueden acceder al manejo especializado solicitando un concepto de su neurólogo tratante. Mediante una atención apoyada en los más altos principios éticos, científicos y tecnológicos, se mejora de forma muy importante la calidad de vida de los pacientes que padecen la enfermedad.

Trastornos psiquiátricos

Cómo se producen

Algunos trastornos psiquiátricos se producen como consecuencia de una función anormal de una parte del cerebro o de un circuito cerebral.

Cuál es el manejo que requieren

El tratamiento de elección es el médico y lo determina el psiquiatra tratante. La mayoría de pacientes responden bien al manejo conservador; sólo la minoría no responde adecuadamente a un tratamiento optimizado.

Cómo se determina qué paciente puede requerir cirugía

Solamente se contempla como posible candidato a cirugía el caso remitido por psiquiatra y discutido en junta con comité interdisciplinario. Esto asegura la severidad del cuadro, la ausencia de respuesta a manejo médico y la objetividad de la decisión. El paciente debe haber agotado todos los recursos de manejo no invasivo aceptados en la actualidad y debe estar suficientemente incapacitado. No ce aceptan pacientes que decidan por si mismos o por su familia, solicitar cirugía.

Enfermedades psiquiátricas que pueden requerir cirugía

Depresión mayor, agresividad patológica y trastorno obsesivo – compulsivo.

Cuáles son los tipos de cirugía

Son los mismos que para cirugía de movimientos anormales, pero en los trastornos psiquiátricos se recomienda actualmente la neuromodulación, debido a que es reversible y ajustable por la alta complejidad técnica, es fundamental que estos procedimientos sean realizados por un equipo quirúrgico con experiencia.

¿Cómo ingresar al programa?

ILANS oferta el servicio de Neurocirugía con el apoyo de reconocidos profesionales a nivel nacional, la experiencia en el manejo quirúrgico lo lidera el Dr Jairo Espinoza quien a la fecha ha realizado el mayor número de intervenciones en todo Latinoamérica, posicionándolo como uno de los mejores en esta área no solo por su experiencia profesional sino por la Gran Calidez Humana.

Para establecer si un paciente requiere un procedimiento quirúrgico debe seguir el protocolo establecido y así tener la certeza que este no solo mejora su Funcionalidad sino también su Calidad de Vida.

Todo paciente es valorado por el Médico Especialista, en donde se solicitan las Ayudas Diagnosticas que permitan establecer un mejor diagnóstico, luego se pasa a la Junta de Neurocirugía, conformada por Neurología, Neurocirugía, Psiquiatría, Neuropsicología, en ésta participan todos los profesionales en la conducta que se va a llevar con el paciente y así programar el respectivo procedimiento.

El usuario debe realizar los trámites de radicación del servicio ante su Aseguradora o EPS, luego se comunica con ILANS en donde se tiene un grupo de funcionarios que se encargan de realizar toda la gestión y organización de la cirugía en donde se incluye, el trámite de autorización ante la Aseguradora o EPS y la programación de la Cirugía, que incluyen asignación de citas de valoración Pre quirúrgica con Anestesiología y Exámenes Pre quirúrgicos, ya sea para Laboratorio Clínico como para Radiología, manteniendo comunicación constante con el paciente. El trámite ante el Hospital o Clínica en donde se vaya a realizar el procedimiento lo gestiona directamente ILANS con el objeto de brindar la mejor atención a los usuarios y disminuir la tramitología para el usuario.

Para cualquier procedimiento Quirúrgico se debe recordar que se hace necesario el consentimiento informado o consentimiento libre esclarecido, es el procedimiento formal cuyo objetivo es aplicar el principio de autonomía del, es decir, la obligación de respetar a los pacientes como individuos y hacer honor a sus preferencias en cuidados médicos, en donde el paciente debe conocer en que consiste el procedimiento sus riesgos y posibles complicaciones, así mismo debe conocer el tiempo de incapacidad, tiempo promedio de recuperación.
Así mismo se debe tener en cuenta la preparación antes de su cirugía esta se le entregará en la valoración pre quirúrgica.

Recomendaciones

  • Presentar autorización original y vigente a la fecha de la cirugía (la autorización debe presentarse a la cita de pre anestesia y de imágenes diagnosticas).
  • Presentar resultados de exámenes ordenados a la cita de pre anestesia.
  • Tomar los medicamentos para patologías esenciales (Hipertensión – Diabetes) en ayunas con poco agua.
  • Si se encuentra en tratamiento con medicamentos que afectan la coagulación de la sangre (aspirina, warfarina, clopidogrel) deberá informar a su médico tratante para suspenderlos 10 días antes del procedimiento y/o seguir las instrucciones dadas, dependiendo del procedimiento a realizar. (No consumir Omega 3, Ibuprofeno, Vitamina E, Ginkgo Biloba)
  • El día anterior a la cirugía no debe consumir alimentos después de las 8:00 pm.
  • El día de la cirugía debe asistir completamente en ayunas y en compañía de un adulto.
  • El tiempo estimado de hospitalización dependerá del procedimiento quirúrgico que se realice.
  • Debe llevar ropa cómoda.
  • El tiempo mínimo de control post quirúrgico en Bogotá, será de tres (3) semanas aproximadamente

Luego del estudio Electroencefalógrafico o Videotelemetría para cualquiera de los casos susceptibles de manejo quirúrgico, se realiza la Junta de Epilepsia conformado por Neurólogo Epileptólogo y el Neurocirujano, en donde se evalúan todos los aspectos clínicos y se define la mejor conducta a seguir para el paciente.

Todos los resultados de los diferentes procedimientos o ayudas diagnosticas se le entregaran tanto al paciente como a sus familiares si así se requiere, para que sean reportados ante la Aseguradora o EPS y realicen el tramite respectivo de autorización.